HIRADIO CARIBEÑA

lunes, 5 de junio de 2017

ASI SE PROTESTA EN VENEZUELA Ramón Suárez Un Ser opositor en un barrio controlado por el chavismo





Durante años, el chavismo dominó electoralmente los sectores empobrecidos de Venezuela. En Caracas, las barriadas eran conocidas como territorios «rojo-rojito» (en alusión al color del partido de Gobierno) y allí la voz de los disidentes no era muy común. En 2015, cuando la oposición ganó la Asamblea Nacional, el oficialismo sufrió su primer revés en zonas como Catia. El 23 de enero, Petare, La Vega y Caricuao, todos ellos barrios humildes. Ahora, en las manifestaciones opositoras hay testimonios de personas de zonas en las que no salen a protestar, pero que sí lo hacen en el Este de Caracas. El motivo es que en los lugares pobres tienen miedo de los grupos armados que aún se identifican con el chavismo. Ramón Suárez vive en Catia. Para ir a su hogar debe tomar un bus que atraviesa al menos dos barrios. Es un trabajador corriente, con un hijo y una esposa que mantener. Aprovecha su hora de almuerzo y los fines de semana para sumarse a las protestas. «Salgo a manifestarme porque siento que al Gobierno no le importa la vida de los ciudadanos y actúa en su beneficio, a costa del mal de los demás. En los barrios parece que podemos caminar, pero no pensar distinto, y si lo hacemos hay que callar. En el Este no tengo esos problemas», apunta. Resume los más de 60 días de protestas como la verdadera demostración de que el país necesita un cambio. Sobre sus motivaciones para protestar, afirma que en primer lugar está la difícil situación económica y, en segundo lugar, la libertad de poder expresar su inconformidad sin temor a que alguien lo amenace a él o a su familia. «El país entero está sufriendo la irresponsabilidad del Gobierno y protestando en las calles es como se demuestra», sentencia este trabajador.

No hay comentarios:

Publicar un comentario